22° C
Viernes, 18 de Septiembre de 2020

El centro comercial más saturado hasta hoy sigue siendo Altaria, y le sigue Galerías, mientras que en el sur el mayor movimiento se concentró en el Centro Comercial Villasunción.
Foto: Agencias

El Buen Fin no llegó a todos los comercios

Aguascalientes.- El Buen Fin no alcanzó a todos los comercios y establecimientos prestadores de servicios, mientras que las tiendas departamentales se abarrotaron, al igual que algunas tiendas de moda, en otros locales fueron contados los...

Aguascalientes.- El Buen Fin no alcanzó a todos los comercios y establecimientos prestadores de servicios, mientras que las tiendas departamentales se abarrotaron, al igual que algunas tiendas de moda, en otros locales fueron contados los clientes que ingresaron.
El centro comercial más saturado hasta hoy sigue siendo Altaria, y le sigue Galerías, mientras que en el sur el mayor movimiento se concentró en el Centro Comercial Villasunción, donde el movimiento se concentró en torno a la tienda departamental ubicada en esa zona.
Mientras tanto en el norte el movimiento no sólo se presentó en sus dos principales tiendas departamentales ancla, sino también en tiendas de moda que recién fueron inauguradas, las cuales estuvieron también abarrotadas.
Sin embargo también se reportaron casos de comercios que en su momento fueron un boom y ahora no se pararon los clientes.
Por lo tanto el Buen Fin no fue tal para todos los establecimientos, pues fuera de los centros comerciales, en otros negocios dedicados a la prestación de servicios, fue un fin de semana muerto, tal es el caso de los talleres automotrices que reportaron ausencia de clientes, por lo que optaron por cerrar temprano.
Sin embargo también hubo quejas por parte de consumidores, quienes se fueron decepcionados de las supuestas ofertas que en el mejor de los casos correspondieron a descuentos del 10 por ciento, pues las mejoras rebajas se aplicaron en artículos y prendas muy seleccionadas, con lo que únicamente se generó un consumismo excesivo, pues nunca falta los clientes que compran sólo porque está barato y no porque sea un producto que se necesite en el momento.
Rubén Berumen de la Cerda, comerciante, socio de la CANACO, reconoció que el beneficio del Buen Fin no es parejo, porque los pequeños comerciantes no tienen la capacidad económica para ofrecer descuentos significativos, mientras que las tiendas departamentales están en condiciones de hacerlo porque durante el año se desquitan con los intereses.
Además el anticipo del aguinaldo no llegó para todos, de manera que el Buen Fin no fue para todos, concluyó.

Redacción Web

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *