El Obispo sigue dando batalla; lo someterán a una traqueostomía

El Obispo José María de la Torre.
Su estado de salud es muy crítico y más lo complica la insuficiencia renal que padece, aunque su mayor problema sigue siendo respiratorio.

El Obispo José María de la Torre Martín no logra salir del estado de gravedad, y debido a que no puede permanecer más de 15 días intubado, ahora fue programado para el procedimiento de traqueostomía.

De acuerdo al más reciente parte médico, no puede permanecer más tiempo con el tubo endotraqueal, por lo que ahora se optará por la traqueostomía que si bien se trata de un procedimiento invasivo, es preciso ante su diagnóstico actual de gravedad.

Con la esperanza de acelerar su proceso de mejoría, se le han suministrado una serie de medicamentos especiales, pero sólo mostró mejoría unos días, y de nueva cuenta permanece en condiciones de gravedad.

Mientras tanto su estado de salud es muy crítico y más lo complica la insuficiencia renal que padece, aunque su mayor problema sigue siendo respiratorio.

Ahora los médicos han optado por la traqueostomía, procedimiento de emergencia o programado que consiste en una abertura en frente del cuello, que forma una vía respiratoria para las personas que no pueden respirar por sí mismas.

Durante el procedimiento de traqueostomía se hace una abertura en la tráquea, entonces se inserta un tubo o cánula en la tráquea, a través del cual el paciente, en este caso el Obispo, podrá respirar.

Una traqueostomía podría ser necesaria sólo por un breve tiempo, pero algunas veces se podría necesitar durante el resto de la vida.

El sacerdote Ricardo Veloz Cuéllar, director de FASA (Fraterna Asistencia Sacerdotal), informó que al igual que todos los pacientes Covid, el Obispo se encuentra totalmente solo, sin acceso a algún familiar o persona cercana, de manera que su estado se reporta todos los días vía telefónica o a través de mensajes.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Campos obligatorios están marcados con *