Emilio Lozoya delata a gobernadores de Tamaulipas y Puebla por caso Odebrecht

Exjefe de Pemex delata a gobernadores opositores y oficialistas por Odebrecht
Lozoya acusó al par de políticos de recibir dinero del caso Odebrecht para cabildear la reforma energética de 2013 cuando eran senadores.

México.- Emilio Lozoya, exdirector de Petróleos Mexicanos (Pemex) acusado de recibir sobornos de Odebrecht, implicó a los gobernadores de Tamaulipas, Francisco Cabeza de Vaca, y de Puebla, Miguel Barbosa.

El exfuncionario acusó a ambos políticos de recibir dinero del caso Odebrecht para cabildear la reforma energética de 2013 cuando eran senadores, Cabeza de Vaca por el Partido Acción Nacional (PAN) y Barbosa por el Partido de la Revolución Democrática (PRD), aunque él votó en contra.

“Lozoya señaló que Francisco Cabeza de Vaca, gobernador de Tamaulipas, estuvo implicado en los sobornos de Odebrecht”, afirmó este martes la senadora Antares Vázquez, del gobernante Movimiento de Regeneración Nacional (Morena).

Además, las legisladoras de Morena avalaron una nota del portal Animal Político que reporta que la Subprocuraduría Especializada en Investigación de Delincuencia Organizada (SEIDO) investiga a Cabeza de Vaca por presuntas operaciones con recursos ilícitos del narcotráfico.

“La Fiscalía General de la República (FGR) obtuvo escuchas telefónicas proporcionadas por la DEA (Administración para el Control de Drogas de Estados Unidos), que indican que el gobernador tamaulipeco podría haberse beneficiado de presuntas ganancias del crimen organizado”, dijo la senadora Citlalli Hernández.

Aunque Cabeza de Vaca no se ha pronunciado, Barbosa desmintió su presunta participación en el caso Odebrecht, que primero reportó el Grupo Imagen.

“Vuelvo a manifestar que nunca tuve ningún contacto con Emilio Lozoya, cuando él fue director de Pemex, nunca hablé con él telefónicamente, menos lo vi personalmente”, tuiteó el gobernador de Puebla, quien ahora milita en Morena.

Estos hechos son las últimos réplicas del sismo político que ha causado Lozoya, extraditado el 17 de julio de España a México, donde está acusado de recibir sobornos por 10,5 millones de dólares de la brasileña Odebrecht en la campaña presidencial de 2012 y como director de Pemex (2012-2016).

Lozoya denunció la semana pasada que el expresidente Enrique Peña Nieto y el exsecretario de Hacienda Luis Videgaray le ordenaron usar 120 millones de pesos (5,4 millones de dólares) para que cinco senadores y un diputado avalaran la reforma energética, que abrió el sector a la iniciativa privada.

La Fiscalía General de la República (FGR) informó que, para la denuncia formal, el exjefe de Pemex señaló cuatro testigos, recibos y un vídeo.

La polémica se agudizó este lunes cuando se difundieron imágenes que muestran a un supuesto empleado de Pemex entregar paquetes de dinero a dos asesores de exsenadores del PAN, aunque fuentes de la FGR informaron que el vídeo es distinto al que Lozoya presentó como evidencia.

Tras su difusión, el gobernador de Querétaro, Francisco Domínguez del PAN, cesó a su secretario particular, Guillermo Gutiérrez, quien trabajaba para él cuando era senador y aparece con los billetes.

Sin aclarar las acusaciones, el dirigente del PAN, Marko Cortés, argumentó este martes que los van a seguir “señalando y difamando” porque son “el adversario a vencer” en las próximas elecciones intermedias de 2021.

En su conferencia matutina, el presidente Andrés Manuel López Obrador reiteró su llamado a transparentar todo el proceso, incluyendo los vídeos.

“Lo primero es información, transparencia, investigar, llamar a declarar a los implicados. También no culpar a diestra y siniestra sino hacer una investigación seria”, expresó.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Campos obligatorios están marcados con *