Las secuelas emocionales del Covid-19

Hidro (1)
Cuando el diagnóstico de COVID-19 llega a una persona es sin duda difícil, pero cuando este mismo resultado llega a un paciente que sufre además de ansiedad, las cosas se vuelven mucho más complicadas para ellos.

Estamos viviendo un momento histórico que sin duda quedará registrado en los libros de texto, la pandemia provocada por el coronavirus (Covid-19), vino a cambiar costumbres, tradiciones y estilos de vida. Ante los miles de contagios y las casi setenta mil muertes en nuestro país, la vida ya no es igual, las secuelas de las personas que se han recuperado, incluso en aquellos pacientes que no presentaron síntomas graves, sigue teniendo efectos en la llamada nueva normalidad. En esta ocasión se confirma la máxima que hemos escuchado tantas veces “este virus llegó para quedarse”.


Jesús Gómez, un joven trabajador que a decir por él mismo era de los que se cuidaba al extremo, siempre con su gel, cubrebocas y hasta de forma exagerada mantenía la distancia social, pero de pronto empezó a perder el sentido del olfato y presentar temperatura elevada, en su caso fue devastador enterarse que era positivo al Covid, quería llorar, ya que desde años atrás venía padeciendo un cuadro de ansiedad. Jesús nos comenta que la ansiedad le agravó los síntomas del Covid y viceversa, sus miedos y angustias aumentaron, el sentirse por las noches solo, ardiendo en temperatura le hacían repetirse varias veces que ya se iba a morir, además de preguntarse constantemente si esa sería su última noche. A días de haber vencido el virus, dice que su vida cambió totalmente, vive con miedo, “cada persona experimenta de forma diferente, no porque no haya estado internado o intubado no le sufrí, claro que se sufre, no sé por qué se empeñan en minimizarlo, tal vez sea leve porque estuve en casa, pero el estar solo, encerrado y cada hora o media hora estar tomándome la temperatura, la angustia y el miedo siempre estuvieron y siguen, mi vida ya no es igual”, afirmó.


Por otra parte, Gabriel Palacios, un joven que a los 34 años contrajo el virus, duró internado veinte días en un hospital, de esos, trece estuvo intubado, corrió con la suerte de ser beneficiario de plasma y se recuperó. Ahora a casi tres meses de haber sido dado de alta, habla de las secuelas que el coronavirus le ha dejado, él salió muy débil, perdió cerca de 20 kilos además de haber estado con oxígeno en casa, esperar a recuperarse de las pequeñas llagas en su cuerpo y el malestar que sigue sintiendo en su garganta, pues aun no recupera del todo, su voz también está llevando terapia psicológica. Gabriel sigue con mucho miedo, presenta cuadros de ansiedad, de repente tiene crisis nerviosas por lo que le han recetado pastillas para dormir. “Es algo que nos cambió la vida, tengo miedo de regresar a un hospital, no quiero que mi familia se enferme, no quiero que nos vuelva a pasar”. Gabriel acaba de cumplir 35 años y tiene un mes de haber regresado a trabajar, pero no sabe cuánto tiempo le pueda durar la angustia.


El caso de Roberto, mejor conocido como “El Ruspa”, un joven de 42 años, enfermero de profesión y vocalista de un grupo musical, fue considerado como un milagro tanto por los médicos como los familiares, ya que al estar internado sufrió dos paros respiratorios, estuvo intubado por 28 días, después permaneció quince días en terapia intensiva con una traqueotomía y finalmente quince días más en piso, después de haber pasado por todo esto logró vencer el coronavirus. Su esposa nos compartió que fue una experiencia espantosa y que a mes y medio de haber sido dado de alta la siguen viviendo. Roberto actualmente está en casa, en una cama de hospital, continúa con tratamientos, oxigeno, rehabilitación tanto física como pulmonar, las medidas de higiene se han incrementado al doble, las visitas siguen restringidas, están a la espera de que en dos semanas lo den de alta completamente. La recuperación ha sido lenta, pero no ha presentado secuelas neurológicas, sin embargo esta experiencia les ha cambiado totalmente la vida, refirió con tono cansado.

LOS DATOS

Según las cifras más recientemente presentadas por la Secretaría de Salud del Gobierno de México, correspondientes al corte del miércoles 9 de septiembre de 2020, son cerca de 650 mil positivos a Covid-19 y se han registrado cerca de 70 mil defunciones.


En México se ha superado el panorama que había previsto el Gobierno de México al hablar de 60 mil decesos. La tasa de letalidad es del 10.67%, muy por encima de la media mundial reportada por la Organización Mundial de la Salud, correspondiente al 3.3%. En cuanto a fallecimientos, México es el país número cuatro en el mundo que más pérdidas ha registrado, por encima de China, Reino Unido, España, Francia, Italia, Rusia, Suecia, entre otros; y por debajo de Estados Unidos, Brasil e India.


Por otra parte, oficialmente se registran 454,982 casos recuperados exitosamente, lo que representa el 70% del total de los casos confirmados hasta la fecha.


En lo que respecta al Estado de Aguascalientes, se tiene registro de 5,963 casos de pacientes recuperados, de un total de 7,785 confirmados mientras que al momento se han presentado 508 decesos.


En atención a los pacientes recuperados, el IMSS en Aguascalientes informó este jueves 10 de septiembre que brindará rehabilitación respiratoria a pacientes recuperados de Covid-19. Para ello, alrededor de 40 trabajadores institucionales se reunieron con expertos de talla nacional e internacional para recibir capacitación en la materia.


El titular de esta representación del IMSS, Óscar Arturo Rodríguez Martínez y el secretario de la Sección XXI del SNTSS, Arturo Rodríguez López, coincidieron al señalar que la rehabilitación respiratoria podría representar la recuperación de la capacidad pulmonar perdida y la reducción de secuelas en las personas que sufrieron la infección por coronavirus. Asimismo, se dio a conocer que será a partir del mes de octubre cuando médicos de rehabilitación, terapeutas físicos, terapeutas ocupacionales, psicólogos e inhaloterapeutas iniciarán la atención de pacientes en etapa de recuperación, que tengan su alta hospitalaria e indicación médica para recibir dicha terapia.

Un comentario

  • RICARDO

    21/09/2020 en 9:31 am

    yo tengo pariente cercano disgnosticado con covid y no estz angustiado, al contrario positivo y con ganas de ir dejandola enfermedad.
    a proposito la mentada ley seca que tanto querían los medios, disminuyo los contagios?

    Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Campos obligatorios están marcados con *