Aguascalientes, México, Miercoles 18 de Octubre de 2017
Seguir a hidrocalidod en Twitter   RSS  
           
 

Es prácticamente imposible retirar el título de concesión a CAASA, aseguran

Ayuntamiento de Aguascalientes tendría que pagar todas las deudas que CAASA tenga con bancos públicos y privados (Agencias )
14/03/2017 21:49:12

Aguascalientes, Ags.-Es prácticamente imposible retirar el título de concesión a CAASA como lo pretende la alcaldesa Tere Jiménez, luego que no es viable financieramente hablando, toda vez que el Municipio de Aguascalientes tendría que reponerle cantidades millonarias a la empresa, dejó en claro el ambientalista Gerardo Ortega de León.

Explicó que el título de concesión en la cuadragésima cláusula establece que “en caso de extinción de la concesión, el concedente asumirá todas y cada una de las obligaciones del concesionario, derivadas del presente título, previa auditoría, dictaminada por un auditor externo seleccionado por el concedente, o bien con base en la misma, deberá entregar al concesionario los recursos económicos suficientes para que éste liquide las obligaciones contraídas con motivo de esta concesión”.

Por tal motivo, el Ayuntamiento de Aguascalientes tendría que pagar todas las deudas que CAASA tenga con bancos públicos y privados, además de todo lo que ha invertido la concesionaria y no ha podido recuperar ya sea por retiro de dividendos o cartera vencida.

Y es que el título de concesión establece que “en caso de extinción por responsabilidad del concedente, el concesionario tendrá derecho al reembolso del capital efectivo y real que hubiera aportado y que al momento de la extinción, no hubiera sido recuperado vía retiro de dividendos o disminución de capital, más el rendimiento del flujo desde las fechas de aportaciones o retiros en su caso, hasta la fecha de extinción, descontado a la tasa real de rendimiento del proyecto.

Dijo que nunca se ha informado a la población los adeudos que tiene la concesionaria ni la cartera vencida, sin embargo son cantidades millonarias.

Cuestionó que en caso de que el Municipio decidiera retirarle la concesión a CAASA, quién asumiría todos los gastos que representa la prestación del servicio de agua potable y alcantarillado, sin que se viera suspendido en perjuicio de la ciudadanía.

El ecologista dijo que es muy delicado pensar en retirarle la concesión a CAASA, la cual por cierto vence en octubre del año 2023, pues en todo caso, debiera informar a la ciudadanía quién asumiría el costo millonario, pues quizá ni el total del presupuesto municipal le alcanzaría para ello.

Finalmente dejó en claro que para el 2023 que concluya el plazo de la concesión, la empresa se irá con sus deudas y entonces no le costará ningún recurso al Municipio de Aguascalientes.

Redacción / Hidrocálidodigital.com