Aguascalientes, México, Sabado 21 de Enero de 2017
Seguir a hidrocalidod en Twitter   RSS  
           
 

¿PARA CUANDO AL FIN?

17/01/2017 |
Embrujada o encantada, la construcción de la segunda parte del libramiento carretero sigue pendiente, no obstante que los transportistas de carga han intensificado presiones para que el proyecto sea reanudado cuanto antes.

La Secretaría de Comunicaciones y Transportes aportó los recursos para el primer tramo de esta vialidad, y desde entonces se desentendió del asunto. El trazo original comprende de su punto de arranque, sobre la carretera internacional sur, a territorio de Calvillo. Pero se necesita su extensión por varios kilómetros más para volver a conectar con la Panamericana, adelante de Rincón de Romos.

Hubo gestiones ante México para la inversión correspondiente y la respuesta fue de otorgar la obra en concesión para operarla mediante cuota de peaje, pero en eso se desinfló la promoción. Hoy es menos que probable que la Federación ejerza allí presupuesto, dado que desde el año pasado bajó la inversión para unidades carreteras.

Por otra parte, ante la oferta de concesionar el libramiento no hubo nadie que levantara la mano, pues los constructores no digieren todavía el descalabro a sus finanzas que representó hacer la autopista Peñuelas-Encarnación de Díaz, que a varios de ellos los descapitalizó.

Existe otro obstáculo que se menciona en medios oficiales, en el sentido de que propietarios de ranchos del occidente del Estado, se habrían amparado para que la vialidad mencionada no ocupara sus tierras hasta no llegar a un acuerdo para su venta. Y es que los ofrecimientos de indemnización fueron rabones, pues así es como lo estilan en estos casos.

Finalmente la razón o las razones que estén de por medio, son lo menos importante, pues lo incontestable es que la cuestión financiera se ubica por arriba de todo. El presupuesto federal cruza por un largo período de vacas flacas y resulta inimaginable que pudiera dotarse a Aguascalientes de un fondo extraordinario para complementar la muy urgente carretera poniente.

Al respecto, sin embargo, ya existe el compromiso formal de palacio, de que el libramiento estará abierto dentro de esta administración, pero mientras pasarán años para que el tráfico pesado ya no ingrese a la ciudad de Aguascalientes, hecho que apresurará, por cierto, el deterioro del recientemente concluído tercer anillo sector noroeste.
Editoriales pasadas