Aguascalientes, México, Miercoles 1 de Octubre de 2014
Seguir a hidrocalidod en Twitter   RSS  
           
 

La relación con la madre determina la felicidad de las personas, dice el Obispo

El obispo de Aguascalientes, José María de la Torre Martín (hidrocalidodigital)
11/05/2012 09:19:12


Aguascalientes, Ags.- El Obispo José María de la Torre Martín hizo un llamado a cultivar una buena relación entre madres e hijos, para que el México que todos queremos se fragüe en relaciones fructíferas de cada niño con su mamá.



Señaló que la autenticidad de una buena relación verdaderamente sana y generadora de muchos éxitos y gozos, comienza a construirse en el hogar y quien es buen hijo será buen hermano, y tendrá buenas relaciones con quienes les rodean y con la mujer que el día de mañana será la madre de sus hijos.



Manifestó que las personas felices tienen al menos tres elementos: buenos ejemplos de los mayores, una infancia feliz y una relación valiosísima con su madre.



Sin embargo el más primordial y decisivo es la buena relación con su madre, porque una persona que es feliz con su madre, da alegría a quienes están a su alrededor, de ahí la importancia de cultivarla desde las etapas iniciales de la vida de los hijos.



Si un individuo no tiene buena relación con su mamá, difícilmente puede estructurar su vida en beneficio de los demás, advirtió De la Torre Martín, al hacer oraciones por todas las madres de familia para que sean generadoras de muchos éxitos y gozos.



Al externar sus felicitaciones a todas las madres en su día, se pronunció porque el país brinde cada día mejores oportunidades a las mujeres, que sin dejar de querer destacar en la sociedad, profesionalmente también necesitan que se les respete y se les ayude en su función como madres de familia.



Destacó que una madre es capaz de dar todo sin recibir nada, de querer con todo su corazón sin esperar nada a cambio, de invertir todo en un proyecto sin medir la rentabilidad que le aporte su inversión.



Una madre sigue teniendo confianza en sus hijos cuando todos los demás la han perdido, agregó al resaltar que detrás de una buena madre hay un padre responsable.



Posteriormente hizo plegarias porque cada mamá sea una sonrisa de Dios para cada niño que viene al mundo, y que sea guía de sus primeros pasos, apoyo de su crecimiento y un punto de referencia imprescindible en el posterior camino de la vida.



En el marco de los festejos en honor a todas las mamás, la Iglesia Católica difundió la carta del Papa Benedicto XVI dirigida a todas las mujeres, la cual dice lo siguiente:



"Te damos gracias mujer madre que te conviertes en seno del ser humano con las alegrías y dolores de parto, de una experiencia única la cual se hace sonrisa de Dios para el niño que viene a la luz y te hace guía de sus primeros pasos".



Finalmente reiteró sus felicitaciones a todas las madres de familia, en quienes destacó al pilar de las familias.


Claudia Marcela González
hidrocalidodigital