Opinión en Hidrocálido04/12/20214min603

Teletón

Hoy es el día para que la gente de Aguascalientes se pueda unir a una gran obra que desde hace años está entre nosotros y que ha dado la oportunidad a niños y jóvenes que padecen alguna discapacidad.

Sí, después de sortear como pudieron una etapa muy difícil originada por la pandemia de Covid-19, el Centro de Rehabilitación e Inclusión Infantil Teletón (CRIT) Aguascalientes otra vez será sede del evento que año con año se realiza para recaudar fondos, tan necesarios para las terapias y consultas que ahí se ofrecen, el cual el año anterior se tuvo que suspender a causa del problema global de salud.

El Teletón, ya se sabe, nació gracias a la iniciativa de Fernando Landeros, hijo del recordado ex-gobernador de Aguascalientes, Rodolfo Landeros, quien en 1997 se decidió a construir un espacio de inclusión en el que se ayudara a niños con discapacidad y cuyas familias no tuvieran los recursos necesarios.

De ese año a la fecha hay 21 CRIT en el país, además del Hospital Infantil Teletón de Oncología, el Centro de Autismo Teletón y hasta una universidad que es líder en formación de fisioterapeutas de talla mundial.

A nuestro Estado el CRIT llegó hace ya casi 20 años, y en ese tiempo ha atendido a miles de niños y adolescentes con discapacidad y les ha dado una nueva oportunidad de rehabilitación, además, mención aparte, el personal es empático y amoroso, pero sobre todo profesional, se desvive por darle la mejor atención al paciente y por supuesto a sus familias.

Es un orgullo que en nuestro Estado se localiza la primera fábrica de pelucas oncológicas, incluso la primera en el Continente Americano, donde manos hidrocálidas confeccionan las pelucas que usarán sobre todo las niñas y mujeres que afectadas por el cáncer pierden su cabello natural.

No debemos dejar la oportunidad de ayudar este día con nuestro granito de arena, pues las personas con discapacidad viven un eterno reto y sí, la vida diaria lo es para ellas, pues lamentablemente la sociedad no tiene la cultura de pensar en quienes por alguna razón tienen una discapacidad física, y si bien hay instalaciones públicas y privadas que les facilitan el acceso y el desplazamiento, además de que urbanísticamente hay instalaciones aptas, no faltan los descerebrados que no tienen empatía y, por mencionar sólo una irregularidad, estorban los accesos, se estacionan en lugares prohibidos, lo que hace aún más difícil, pero no imposible, que la gente con discapacidad se pueda mover libremente.

Es momento de mostrar una vez más nuestra solidaridad, y nunca mejor dicho es el lema de este evento: ‘orgullosamente tercos’, pues con su aportación el CRIT Aguascalientes seguirá ayudando a los niños y a las familias de la Entidad y de la región que enfrentan el reto de una discapacidad.