03 de julio de 2022 Now27°C

Decomisan millón y medio de cigarros en Aguascalientes

Aguascalientes Decomiso Cigarros Regulación Sanitaria
Regulación Sanitaria y la Fiscalía de la República asestaron duro golpe en diferentes operativos.

Ahora las autoridades locales de Salud y de la Fiscalía General de la República asestaron el golpe más contundente a la introducción y comercialización de productos de tabaco de dudosa procedencia y calidad, luego de asegurar un cargamento de casi un millón y medio de cigarros, en diversas intervenciones a distribuidores y en diferentes negocios.

Este decomiso se suma a otros que se han realizado de unos meses a la fecha y en los que se logró la confiscación de un millón de cigarrillos, señaló el director de Regulación Sanitaria, Octavio Jiménez Macías, tras mencionar que ese tipo de productos resultan ser de alta peligrosidad, quizá más que los que se comercializan de manera legal, debido a que se desconocen las sustancias que puedan contener.

Mencionó que en diversas visitas a establecimientos y en operativos realizados en las puertas de acceso, se procedió a la confiscación de casi un millón y medio de cigarros de dudosa procedencia, después de que no fueron exhibidos los permisos de importación ni los registros sanitarios de esos productos.

Sin lugar a dudas, expuso el funcionario, se trata de la mayor cantidad de estos productos decomisados en Aguascalientes, lo que significa un importante avance en el combate al contrabando de estas mercancías y al consumo mismo de tabaco.

Señaló que se trata de cigarros de dudosa procedencia, en virtud de que carecen de la documentación y permisos sanitarios necesarios para su comercialización en el país, por lo que el personal acreditado procedió a la inmovilización de estos productos para su próxima destrucción.

Jiménez Macías indicó que el aseguramiento de esta importante cantidad de cigarros se realizó en diligencias conjuntas con las autoridades federales y estatales llevadas a cabo en diferentes fechas y negocios de Aguascalientes.

Se identificó que los cigarrillos decomisados son procedentes de Canadá, India, China y Vietnam, principalmente, aunque también había cajas de cigarros de marcas americanas y hasta cubanos.

Por último, el funcionario del ISSEA advirtió que este tipo de productos representan un importante riesgo para la salud del consumidor, pues contienen sustancias altamente cancerígenas.